No leer hasta cumplidos cien años

Mi nombre es Emilio Pascual Antúñez, natural de Piedrahíta, y tengo cien años, un mes y dos días de vida. Las horas no cuentan.

Anciano_banco_parque

Le he pedido a mi nieto Luis que haga de escribano –o tecleadoriano, para ser más exactos–, ya que la artrosis hace tiempo que apartó las plumas de mis manos y yo no tengo ni pretendo tener relación alguna con esos trastos electrónicos. Tras mucho cavilar, he decidido ser el primer hombre en difundir a unos pocos una gran verdad, a riesgo de verme inmerso en distintos y complejos escenarios de vida que no puedo todavía adelantarles. He de reconocer que la tensión de mis arterias me tiene en estos momentos sometido a un sube y baja de emociones, pues no sé si lo que procedo a realizar es en absoluto acertado. Sin embargo, la decisión está tomada y no pienso callar hasta que quede por escrito todo lo que he de relatar o, en su caso, el corazón me lo impida. Y como ya reza el título de mi humilde y osado legado, solo ha de ser leído por aquellas personas mayores de cien años, exceptuando, por razones obvias, a mi querido nieto. Quedan así advertidos. En caso contrario, la humanidad podría dar un giro de no sé cuántos grados…

Hay muchos secretos escondidos tras ese trío de cifras, que solo unos pocos afortunados –o desgraciados, según cómo se mire– hemos experimentado.

El 3 de diciembre de 2015, día en que cumplí cien años, fue sin lugar a dudas el más extraño de mi vida. Pasados diez de dicha fecha, comprendí el por qué de mi existencia y de la de los demás de mi condición (por referirme a ellos de alguna forma), así como el sentido y la razón de las extravagantes casualidades –que no eran tales– que habían acontecido aquella asombrosa jornada.

Espero no asustarles en exceso a estas alturas de la historia, pero he de confesarles, lo primero de todo, que soy un ser reencarnado…

 

Fitzroy Chevalier

4 pensamientos en “No leer hasta cumplidos cien años

    • ¡Muchas gracias Ro! En principio no tengo pensado continuarlo, aunque cuando lo terminé pensé que podría ser el principio de un interesante relato…
      ¡Pero prefiero dejaros con las ganas! 😉

      Me gusta

  1. Genial Fitzroy!! Yo también lo he leído… veremos a ver qué pasa. Pero lo que sí pasa es que tienes que continuar esta maravillosa historia, pues me ha dejado muy intrigada y me parece que nos merecemos seguir disfrutando de ella.
    Enhorabuena!!

    Me gusta

  2. Fitzroy me encanta tus comentarios no tengo aún ni los ochenta pero no me quejo de
    Mi vida han sido maravillosos espero sigas escribiendo y no nos dejes sin saber de tu reencarnación con amor de una cuuriosa.h

    Me gusta

Siempre hay algo que decir... ¡Deja un comentario!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s